Reclutar a los mejores candidatos comienza con algunos conceptos básicos. Lo más importante es entender que clase de persona es la que tienes como objetivo. No nos referimos a la comprensión del trabajo o el reconocimiento de las habilidades técnicas o los requisitos educativos que deseas ver en tu candidato, nos referimos a la clase de persona que quieres en tu organización.

Para ponerlo en una analogía, considera como se forman las perlas. Las perlas requieren de tiempo para desarrollarse, el proceso es delicado y exigente. Así como cultivar una perla lleva tiempo de la misma manera se forma un candidato de alto rendimiento.

Todos sabemos el valor que hay en una perla y en un candidato de alto rendimiento, sin embargo, a menudo no recordamos cuanto tiempo les tomó convertirse en los mejores. Muchas veces pasamos por alto qué los llevó a ser grandes y no los tratamos de la forma que deberíamos.

Incluso en esta economía, una buena parte de candidatos que siguen trabajando, y frecuentemente están muy abiertos a ser reclutados, sin embargo, se necesita un plan muy específico y delicado para reclutarlos.

Ahora debido al entorno económico del país hay excelentes candidatos que no están empleados y que podrías incorporarlos en tu empresa.

Sin embargo, hay una trampa muy tentadora en la que puedes caer. Muchas organizaciones ven a alguien que está sin trabajo como alguien que está desesperado y tratarán de subestimarlo y hacer que trabajen por un precio más bajo de lo que valen. No caigas en esa trampa. Te deshonra como empresa y pone en una situación difícil a tu candidato.

Al mismo tiempo estás creando las condiciones para que la persona agarre tu ofrecimiento laboral cómo un salvavidas y que siga totalmente abierto a escuchar ofertas.

Es importante considerar que si bien el dinero no es la variable más importante, le das muchas razones a tu candidato para seguir escuchando a empresas, por lo que el riesgo de perder a tu candidato es alto.

Si has tenido un proceso de selección estructurado en donde has recolectado la evidencia suficiente que avala la elección de un candidato de alto desempeño, paga por lo que vale el talento y considéralo realmente como una inversión.

Créeme si has seleccionado a la persona adecuada la inversión se pagará sola.

Jorge Martínez

Jorge Martínez | CEO Arancione

Suscríbete a nuestro newsletter

Una vez cada 15 días recibe de nosotros noticias e insights sobre cómo desarrollar tu carrera invirtiendo tu tiempo y tu dinero de forma óptima

(Nuestro correo es cero SPAM) puedes darte de baja cuando quieras

Suscríbete a nuestra newsletter

Obtén los insights más recientes y novedosos para moldear tu carrera una vez cada quince días en tu bandeja de entrada. (Cero SPAM)

Publicaciones Similares