Tal vez ya habrás hecho home-office en varias ocasiones antes. Tal vez, nunca los has hecho y apenas te estas enfrentando a hacerlo por primera vez.

Sea cual sea tu caso, lo que definitivamente nunca has experimentado es la situación que estamos viviendo actualmente: una pandemia, con restricciones a nuestras salidas a exclusivamente las indispensables. Esto definitivamente cambió un poco el panorama del home-office por varias circunstancias:

No sabemos cuando terminará el tiempo del home-office y pueden ser muchos días seguidos. 

  1. Si tienes pareja o hijos, probablemente ellos también estarán en casa haciendo sus propias actividades.
  2. Las salidas de casa son limitadas, por lo que incrementa drásticamente el tiempo que estas dentro.

Ante una etapa así, es importante tomar ciertos preparativos para que tu trabajo en casa sea productivo y tu descanso sea reparador. Las siguientes cosas que debes hacer para manejar el home office adecuadamente

1- Despierta a la misma hora, y sigue tu rutina de la mañana como siempre

Aunque ya no tengas que tomar tiempo para trasladarte a tu trabajo, despiértate temprano, báñate y arréglate para empezar el día. Tal vez pienses que no necesitas hacerlo, “porque nadie te ve” o “así estás cómodo”. Sin embargo, el mero hecho de hacerlo te ayuda a poner tu mente en modo “trabajo” lo que te permitirá concentrarte mejor. Sin mencionar que adicionalmente al verte en el espejo te sentirás motivado y animado.

2.-Mantén tu horario de trabajo.

Manten el horario, incluso si tienes la libertad de mantener un horario flexible, te recomiendo que mantengas un horario lo más apegado posible al de siempre. De esta manera. Al inicio, a la hora de la comida, y a la hora de terminar. Así, cuando llegue el momento de descansar, podrás hacerlo con toda la tranquilidad, y será más fácil dedicarte al esparcimiento.

3.- Trabaja en un solo espacio de casa

Asigna un solo lugar en tu casa: una habitación, una mesa, una silla que sea dedicada únicamente para trabajar. Todos los días tendrás que trabajar ahí, y no en algún otro lado. De esta manera ese será el espacio de trabajo y el resto de casa seguirá siendo un lugar de descanso y esparcimiento. (Esto lo recomiendo incluso en el Home-office ocasional. Mira este artículo)

4.- Aprovecha la luz natural

De preferencia intenta trabajar con la luz natural, e incluso cuando te des un descanso sal a un balcón, o a la puerta, o solo a la ventana y disfruta el aire libre y el sol, por breves momentos.

5.- Realiza al menos una llamada al día, y si es posible en vídeo

Aunque tu trabajo no lo requiera, al menos haz una videoconferencia con algún colega, o jefe. Al ver a otras personas y poder platicar con ellas te hará sentir menos distancia tanto con el trabajo como con la gente, y hará más llevadero el tiempo de aislamiento.

6.- No hagas multitasking

Estando en casa, se antoja mucho el “hacer muchas cosas al mismo tiempo” e incluso combinar actividades del hogar y actividades del trabajo. Hacerlo es una pésima idea, porque no te permitirá concentrarte ni en una cosa ni en la otra, y lejos de avanzar, te retrasarás en ambas tareas.

7.- Continúa desarrollándote

Aprovecha el tiempo que necesitas permanecer en casa y dedica una o dos horas a continuar tu desarrollo. Lee un libro, toma un curso, recibe coaching, lo que tú gustes, pero procura mantener tu desarrollo profesional. Eso te traerá motivación y fuerza para seguir.

Nosotros ofreceremos la próxima semana un webinar gratuito al que te podrás inscribir aquí, o incluso si te interesa ofrecemos el servicio de Switchers para que hagas el cambio que quieres de tu carrera.

Aún no sabemos cuando terminarán estas circunstancias extraordinarias, por lo que es fundamental que pongamos de nuestra parte y hagamos todo lo posible por ayudarnos a nosotros mismos y a las empresas para las que trabajamos. Juntos podremos salir adelante de este bache.

Publicaciones Similares